El orgasmo es cosa tuya: anorgasmia.

No hay mujer frígida sino hombre inexperto. No habré oído frase más estúpida que esta. Mi primer orgasmo lo tuve a los 10 años al cruzar las piernas. Fue totalmente accidental, es más, pensé que era unas convulsiones fruto de un virus. Lo asocié a enfermedad. Lo dejé arrinconado porque algo me decía que aquello “era malo”. El segundo me vino agarrada a mi chico cuando hacíamos trial en su moto. 16 años tenía. Lo asocié a las piedras del camino. Al tercero fui a por él. Con todo el valor que pude reunir dije: esto me gusta. ¡Cuánto daño ha hecho la educación represora! Hoy vamos a hablar de la anorgasmia. También se puede presentar en hombres.
Anorgasmia: incapacidad para alcanzar un orgasmo.
Orgasmo: placer intenso, al cual se llega tras un periodo de excitación (creo que era necesario definir orgasmo).
Partimos de la premisa de que el sexo es placer, no deber. Si por algunas circunstancias para ti es obligación, dudo que aparezca el orgasmo. Prosigamos.
Anorgasmia primaria: hace referencia a aquellas personas que nunca han sentido un orgasmo.
Anorgasmia secundaria: lo han sentido pero por algunas circunstancias ya no lo pueden experimentar.
Anorgasmia absoluta: imposibilidad de llegar al orgasmo con ningún procedimiento.
Anorgasmia relativa: se obtiene en determinadas formas y en otras no.
Anorgasmia situacional: cuando puede alcanzar el orgasmo solo en determinadas circunstancias específicas.
Causas físicas: traumatismo ginecológicos, medicamentos, enfermedades vasculares, lesión medular, diabetes…
Causas psicológicas: normas educativas y morales, experiencias anteriores negativas o traumáticas, angustia, depresión, estrés, problemas en pareja…
Tratamiento:
Información necesaria: ¡Clítoris!! El clítoris es el órgano sexual por excelencia. Su correcta estimulación puede ser la clave. Me explico. Conocer tu propio cuerpo es fundamental. Y debemos saber que tenemos nuestros puntos, que con la adecuada estimulación, llegamos sin más. Llámese clítoris, frenillo, pezón….
Relaja y para el reloj. Much@s no llegan al orgasmo por la falta de preparación y mal ejecución. Ralph Lauren Pas Cher Me explico. Es primordial la fase del deseo y excitación. Ir preparando el cuerpo para el gran estallido. A mayor excitación más facilidad. Luego tocar. El maravilloso mundo del manejo de la máquina pesada, la mente, porque para gustos, personas. Te gusta movimientos suaves, pues a por ello. Lo tuyo es la rapidez, quién te lo impide. Que tienes una postura determinada, cógela…
Incorpora al máximo tus sentidos en tus relaciones sociales. Características de la moda Si has leído bien: sociales. No tienes por qué llegar a la cama para actuar. Potencia tu imaginación cenando, en el cine, en el coche…Huele, toca, saborea, oye, fantasea, habla…Que tu voz le guíe a tu placer.
Resumiendo: conócete, relájate y comunica, los tres pilares del orgasmo. Philipp Plein T Shirt Homme
He dicho 15 veces la palabra orgasmo en este post. T Shirt Dsquared Homme Algo indicativo si vemos el título: el orgasmo es cosa tuya. Y yo de tanto repetirlo lo he hecho mío.

Para llegar a un orgasmo hay que pasar por la meseta…

El otro día un conocido me dijo que él sabía perfectamente si una mujer fingía un orgasmo. Yo le dejé hablar, me cayó bien con su carilla de hombre experimentado, y me suelta: metiéndole el dedo en el culo notas las contracciones del orgasmo. Me pareció triste llegar a ese punto de comprobación, pero no sería yo quien discutiera su teoría, ya digo, el chiquillo tenía su punto.
Dejando el tema de fingir o no, creo que sería interesante conocer como tu cuerpo responde en el acto sexual. Hoy vamos a hablar de la respuesta sexual humana.
Quien vino a definir los estados por los que pasa el organismo en el acto fueron Masters y Johnson. Los padres de la sexología moderna. En 1966 hicieron un estudio en el que filmaron y observaron más de 10.000 actos sexuales. Tras ese estudio describieron la “respuesta sexual” mediante una curva: excitación, meseta, orgasmo y resolución.
Excitación:
En la fase de excitación tu cuerpo va a experimentar aumento del ritmo cardiaco, erección de ciertas zonas (pezones, vulva, pene), elevación de los testículos, lubricación de la vagina, rubor sexual.
¿Cómo, cuándo, dónde empieza la excitación?
Cómo: a través de cualquier estímulo externo o interno. Llámese interno a “con –tacto” directo.
Cuándo: cuando estés dispuesto a sentir. Sencillo. Un@ no se excita si la mente no quiere. Ojo, que el inconsciente también es mente.
Dónde: el placer no sabe de lugares.
Meseta:
Después del período de excitación, si seguimos estimulando pasamos a la fase meseta, donde las respuestas fisiológicas son las siguientes: mayor erección en zonas genitales (cuidado porque dichas zonas se vuelven muy sensibles) y tensión en los músculos que se preparan para el orgasmo.
Aquí la pregunta es ¿cuánto? Este período puede variar según la persona y el momento. No toda situación requiere una fase prolongada. Y cada persona tiene su “tempo”… Lo importante es estar acompasad@s, llevar los mismos ritmos. El sexo habla. Tu cuerpo habla. Déjalo expresar.
Orgasmo:
También se conoce como climax o fase culminante. Respuesta del organismo: contracciones espasmódicas liberando la tensión acumulada, aumento del ritmo cardiaco, presión sanguínea y ritmo respiratorio. Secreción mayoritariamente de oxitocina y prolactina.
Aquí no hay preguntas, no hay respuestas. Es un estado de no conciencia. Sensación de plenitud, de éxtasis. Vivencia de felicidad máxima. Estado momentáneo de trance, de entrega total, de confundirme con el otro. Así se expresan sobre el orgasmo.
Definir yo un orgasmo: sensación de abandono donde me encuentro. Soy adicta al orgasmo. Necesito los orgasmos en mi vida. Puede resultar simple e incluso grotesca tal confesión. Pero mujer pragmática donde las haya, ese es el único momento que me permito abertura. Quizás por ello decidí dedicarme a esta profesión. Por la importancia que le doy a la sexualidad en la vida de cualquier ser. Como la viva ya es cosa que queda en la consulta.
Resolución: vuelta a la calma, pérdida de erección de los pezones, vulva y pene. Testículos pasan a su posición natural. Fin del rubor sexual. El ritmo cardiaco, presión sanguínea y el ritmo respiratorio vuelven a los niveles previos a la excitación. Sensación general de relajación. Tumbada en la cama boca arriba y sonrisa. Esa es mi resolución ¿y la tuya?
No puedo terminar el post sin hablar de la fase del deseo “impuesta” por Kaplan en 1979 como inicio de la respuesta sexual. Esta fase es mental ya que para sentir deseo tienes que estar interesado, pensar en ello.Un domingo más escribo para ustedes y el resumen les dejo: tu cuerpo responde en una curva llamada deseo, excitación, meseta, orgasmo y resolución. Definitivamente, me gustan las curvas… Con-Sex.