¿Realmente, importa cuántos?

Paseo por La Laguna, ciudad universitaria donde estudié. Es inevitable pensar en viejos amores, en noches de locura, de risas y sexo… Y me hago “la pregunta” ¿cuántos hombres han pasado por mi vida? Les puedo decir que no son todos los que están, ni están todos los que son. Vamos, que algunos ni pena ni gloria, y otros, se me han escapado sin catarlos. ¿Se creían que les iba a dar una cifra? Están bonit@s. Cosa absurda donde las haya, el dar cifras, me refiero. Calvin Klein Ropa Interior Mujer El otro día sin ir más lejos, una de mis pacientes de 37 años, me contaba preocupada que su pareja le había reprochado que hubiese estado con 10. Hay cosas que uno se debe guardar, sencillamente porque no es significativo, no dice nada de la persona. Da igual con quien, cuantos, como. Hoy vamos a hablar de si realmente importa el número.
Partamos de un hecho básico, que si me conocen ya saben por dónde van los tiros. Es absolutamente indiferente que seas hombre o mujer. Tangas Calvin Klein Baratos El número de amantes que eliges no está condicionado por tu género. Chaussure Adidas Yeezy 750 Boost Va ligado a circunstancias de la vida, a tu libido, a tu educación, al entorno social…Son tanto los factores como infinito los motivos. Por ejemplo, hay personas con una libido altísima pero han encontrado a su pareja en el número tres, pues genial. Otr@s sin embargo “las cosas del querer” le han llevado por otros derroteros y acumulan parejas sexuales. Bragas de Calvin Klein Aquí no hay fórmulas. Aquí lo importante es que lo hayas decidido tú en plenas facultades (entiéndase lo de plenas facultades también en noches de juerga, porque el sentido común nunca hay que perderlo).
Otra creencia que pulula por ahí, es que cuantas más parejas has tenido mejor amante eres. ¡Gran error! Yo he tenido “casi vírgenes” cuyo sexo ha sido delicatesen. Adidas Yeezy Boost 750 Pas Cher El buen amante es ganas de complacer, ganas de escuchar, ganas de hacer. El buen amante es ganas de ti.
Ahora para ser honesta tengo que confesar una cosa: yo aprendo más en las relaciones largas. Calvin Klein Boxer Ese aquí te pillo aquí te mato no va conmigo, tiene su cosa, pero no hay nada como hacerlo a tu cuerpo, a tus maneras (Vaaale y yo a las de él, no soy tan heavy).
Tampoco los tiros van por: hay que besar a 15 ranas hasta encontrar tu príncipe. Fuerte imbecilidad. Si te lías con alguien pensando en la posibilidad que sea “tu hombre”(o mujer), te darás más de un tortazo. Palabra de terapeuta. Vete con alguien por su inteligencia, simpatía, belleza, altura, atención, sensualidad … porque es verde y me dio la gana y punto.
Resumiendo el número no importa, lo que cuenta es:
saber que usted existe
uno se siente vivo
y cuando digo esto
quiero decir contar
aunque sea hasta dos
aunque sea hasta cinco… Benedetti

 

¡VIVE! Así de sencillo.

ESO NO…POR FAVOR.GRACIAS

Read More
Este sábado salí con unas amigas. Sólo a dar un paseo, sin ninguna pretensión. Bueno, nunca voy con un objetivo. La noche estaba vacía. No es porque no hubiese gente, que algo de eso había. Éramos nosotras. Nos parecía absurdo tanta pasividad, tanta calle solitaria. ¿Dónde está la gente? Cambiamos de zona y nos fuimos a otro extremo de la ciudad. Si, somos  mujeres con espíritu de lucha jajaja. Tampoco había mucho en el otro barrio. Ups… ¡qué mal sonó eso! Pero algo sucedió: nos encontramos con dos chicas en nuestra misma situación. (Aclaración del término chicas: mujer entre 20 y 60 años, por poner límites de edad).Nos pusimos hablar, lo  lógico: ¿dónde se mete el mundo? ¿Has ido a un “single”?. Casi le digo que no, pero a un “swinger” sí. Me callé. No sabe una como pueden caer esas cosas. Resultó que eran estupendas, y terminamos en un local tomando chupitos. Pues bien, este post va dedicado a ellas, a esa noche desapacible, vacía, que se convirtió en un encuentro lleno de confidencias y risas. Qué es lo que no nos gusta:
1.Los besos mojados. Por favor, no queremos babas.
2.Que se duerman encima en la postura del misionero. Le ocurrió a una de las chicas. En su defensa, diremos que él trabajaba turnos de 24 horas.
3.Que nos manejen el pelo en el momento de una felación. Una cosa es acariciar y otra bien distinta es “ser bridas”.
4.Que den giros en forma de círculos dentro de nuestra vagina. ¡Vibrador Rabbit sólo hay uno!
5.Los pezones son SENSIBLES. ¿Han captado la indirecta? Si nos pone el BDSM lo comunicamos, no se preocupen.
6.Las vocales las dejas para hacer gárgaras en el baño. Me explico. Momento de éxtasis…él: aaaa…eeee….iiii…oooo….yo: Mamboooo tara tara tata….Era como un ronroneo continuo. ¡Horroroso!
7.Que nos escupan en la vulva. Lubricar, sí. Lapos, no. Aquí se puede observar la cantidad de porno que ha visto el sujeto.
8.Si quieres visitar mi ano primero dame la mano. Quiero decir, que para ciertas “artes sexuales” debe de haber una confianza. Una presentación: oye que tal y cual…Advertencia: duele sino estamos preparadas.
PD: Este es el resultado de los “no me gustan” de cinco mujeres. Si quieres dejar “tu no me gusta” será bienvenido. Ya sabes, compartir es conocimiento. Con- Sex

NECESIDAD DEL MOMENTO

Read More
Siento la música. Love me again de John Newman. ¡No sé cómo esta canción me hace vibrar tanto! Se me viene a la mente multitud de chispazos, de pensamientos. No puedo dejar de escribir. No sé ni lo que voy a poner, pero sé que en estos momentos necesito echarlo para afuera. Por eso pido disculpas de antemano si no tiene ni orden ni concierto. Hoy vamos hablar de la necesidad del momento.
Primera Situación
Hace un mes viví una de las experiencias sexuales más excitantes de mi existencia (cuantas X y no es para menos). Lo que ocurrió me lo guardo para mí. Sólo les puedo decir que era una de mis fantasías más recurrentes. Cuando apareció él, mi fantasía se palpó en deseo (obsérvese diferencia entre fantasía y deseo en el post del 5 de Enero) Y una noche ese deseo se hizo realidad. Lo único que tengo son palabras de agradecimiento. No es mi pareja, sólo mi cómplice, que no es poco. Son de esas personas, que aunque el paso por tu vida sea breve, dejarán huellas.
Conclusión: Necesidad de cumplir tus deseos eróticos.
Segunda Situación
Tengo un amigo que aparece de vez en cuando. Es un cielo de hombre: dulce, buen conversador, simpático, guapísimo y con un cuerpo, que le pido agua sólo para verlo pasear desnudo (el pobre se pensará que me deshidrato en “el acto”). Tiene miedo. Le he explicado muchas  veces que no quiero nada con él. Me interesa su compañía. Coger el coche y perdernos en alguna playa, donde el haga sus fotos mientras yo diviso mis pensamientos. Adoro sus silencios. Sentir su fuerza. Mirarlo de reojo.
Conclusión: Necesidad de escapar sin miedo a más.
Tercera Situación
Tarde aburrida. Miramos el paseo y la gente que por allí deambula (siempre me ha atraído observar a la gente, deformación profesional) y ella me pregunta, como quien pregunta si comes pan integral, ¿cómo te gustan los hombres? Yo respondo: uno detrás de otro…Vamos, ni lo pensé. Pero analizando la respuesta, es que no tengo prototipos de hombre. Es decir, no tengo perfiles. Si es que existen  perfiles de hombres o mujeres. No soy de etiquetas.
Conclusión: Necesidad de amar a las personas y no a su imagen y semejanza.
Cuarta situación
Dialogo imaginario
Él: ¿qué quieres de mí?
Yo: sólo momentos para el recuerdo…
Llevo dos años de “no relación”. Lo he visto tres veces en donde hemos intercambiado algunas frases. Nos seguimos en el facebook (cuando lea esto, si lo lee, jamás va a querer nada conmigo, va a pensar que estoy pirada jajaja). Creo que es una de las personas más interesantes que podré conocer. Y no me suelo equivocar. Me gusta todo de él: su voz, su porte, su sensibilidad, su forma de encerrarse, su humor…Es química en estado puro. No hay palabras para explicarlo. O no las encuentro.
Conclusión: Necesidad de creer que puede ser…
Empecé con música y termino con ella. Pablo Milanes también me surgió como una necesidad.
                                    Yo no te pido que me bajes
                                     una estrella azul
                                     sólo te pido que mi espacio
                                     llenes con tu luz.                                                                                                   
                                             

Y tú ¿Qué necesitas? ¿Cuál es tu situación? Con- Sex

“Maltersexo”: El Arte del Sexo Ligero

Read More
Yo tuve tres maridos y a los tres los dejé, siete años viví con cada uno y sólo a dos amé…Pues no, no me he vuelto “ranchera”, es que cada vez me da más pereza hablar de mi vida amorosa. Hoy toca tratar de sexo puro y duro. Si quieres puedes dejar de leer ya porque seré directa, entraré sin rodeos, hasta el fondo.
Conversación telefónica: ¿estás en casa o de marcha?/ en casa/ ¿te apetece “hacerlo”? ¿En tu casa o en la mía?/ vente, no me apetece arreglarme/ ¿llevo algo?/ no, tengo de todo….Así de sencillo en palabras, porque lo que vino después fue uno “de los mejores sexo” que se puede tener.
Es sexo sin problemas, sin ataduras, sin exigencias. La fórmula sería: sexo = diversión = sentimiento. Aclaro los extremos de la fórmula. El hecho de que prime el sexo no significa que no haya sentimiento.
Definición de sentimiento: estado de ánimo o disposición emocional hacia una cosa, un hecho o persona.
Definición de emoción: alteración mutua y pasajera de nuestro ánimo.
Yo no veo por ninguna parte compromiso, responsabilidad, obligación, convenio. Es aceptar que hay momentos de tu vida que surgen este tipo de relación ya sea como diría Gilda: si yo fuera un rancho me llamaría “Tierra de Nadie” o sencillamente no ha aparecido la persona para mantener una relación de pareja.
Para terminar, porque esto va de sencillez y ligereza (maltersexo) pautas a tener en cuenta:
  1. Madurez: es evidente pero hay tanto despistad@ suelt@. Ni que pienses que eres una guarra o vas de machote (cánones imperantes muy a pesar mío).
  2.            A esa persona la respetas, eres franc@, hay alegría, sin dobleces ni recelos.
  3. Dicha persona “lo hace bien”, se preocupa por tu placer y viceversa. Se toma su tiempo, le gusta jugar, probar cosas nuevas.
  4.             Te hace sentir deseada@, atrevid@ y sexy. Te sientes importante y especial.
Yo a veces llego agotada del trabajo y me preparo un bocadillo vegetal con una cerveza que me sabe a gloria. Rápido, sin complicaciones pero no por eso menos exquisito y delicioso, además con las manos… Pero ese es otro post: comer con las manos y sexo con “cubiertos”. Con –Sex.